Pan de Muerto a la Carrera

| | , ,

El chef Pablo Carrera, embajador de Monogram, comparte su receta de esta preparación tradicional llena de sabor y simbolismo

La figura del Pan de Muerto es una alegoría al simbolismo de la muerte como ofrenda que se remonta a la época prehispánica. Su forma circular representa el ciclo de la vida y la muerte, el círculo al centro simboliza el cráneo del difunto, el sabor a azahar evoca el recuerdo por los difuntos, las cuatro tiras hacen alusión a los huesos y a las lágrimas derramadas por los que se fueron, y también, colocadas como cruz, simbolizan los cuatro puntos cardinales que a su vez están dedicados a distintos dioses: Quetzalcóatl, Tláloc, Xipe Tótec y Tezcatlipoca, dice el chef Pablo Carrera, de Catamundi, y embajador de Monogram, la línea de cocinas de lujo de mabe.

Pablo Carrera, chef de Catamundi. Fotos Cortesía mabe

Añade: “La tradición de Día de Muertos es una de mis favoritas como mexicano: los colores, los aromas, las ofrendas, y lo que representa en nuestra cultura es algo que ningún otro país tiene. El pan de muerto es de mis preferidos, para mi es un placer poder compartir esta receta para que cualquier persona lo pueda preparar desde su casa y darle un toque hogareño a esta tradición”.

Así, en sintonía con esta celebración de tanta relevancia en México y cuyo valor y simbolismo se refleja en las cocinas, el chef Carrera nos brinda una sugerente propuesta para disfrutar del tradicional Pan de Muerto en un concepto típico en el que no falta desde luego el toque insustituible del azúcar.

PAN DE MUERTO
Horno: MONOGRAM

Masa para Pan de Muerto

(20 piezas)

Ingredientes
600 gr harina
164 gr mantequilla
12 gr sal
100 ml leche
3 pz huevo
144 gr azúcar refinada
60 ml agua de azahar
37 gr levadura fresca
200 gr mantequilla derretida
200 gr azúcar (en un tazón por separado para espolvorear)

Preparación
Mezclar la levadura fresca y la leche, dejar fermentar en lo que se trabaja la masa del pan.
En una batidora agregar la harina, sal, huevo y la mantequilla derretida fría y comenzar a batir.
Agregar el azúcar en tres partes y continuar batiendo en velocidad alta.
Una vez que esté incorporada la masa, agregar la levadura previamente hidratada y batir en velocidad alta hasta obtener una masa que se pueda estirar sin romper, que al estirarla se transparenten tus dedos de otro lado de la masa.
Agregar el agua de azahar y mezclar en velocidad baja, únicamente para incorporar el agua.
Dejar reposar por 2 horas a temperatura ambiente, amasar un poco con las manos y dejar reposar por otros 30 minutos.
Separar porciones de 70 gr para bolear (dejar un poco de masa extra para posteriormente formar los huesitos) y meter al horno (sin prender) durante 45 minutos, para que la masa pueda fermentar.
Una vez que el pan esté esponjado, formar los huesitos con la masa restante y barnizar con huevo con la ayuda de una brocha.
Hornear a 180º por 14 minutos y dejar enfriar.
Una vez que esté frío el pan, barnizar con mantequilla derretida, dejar que se seque un poco y espolvorear con el azúcar que teníamos separada en un tazón.

Los hornos de Monogram cuentan con tecnología de cocción rápida Advantium, que tiene una capacidad de cocción ocho eces más rápida que los métodos convencionales, sin necesidad de precalentar y es ideal para hornear, dorar, rostizar, fermentar y calentar.

Instagram: @monogramlatam
Facebook: Monogram Latam

Previous

Pinta tu calaverita

El nuevo hogar de un gran queso

Next